jueves, 26 de septiembre de 2013

Hasta el infinito y más allá. Clara Grima / Raquel García Ulldemolins.


        Como con todo, hay libros que llegan a mí rebuscando entre estanterías, otros bicheando por la web y otros, por recomendaciones o comentarios de amigos y conocidos.

         El que traemos hoy llegó justo así, por una buena recomendación y menos mal porque, torpe como soy en la materia que lo llena, es probable que, yo solita, nunca me hubiera animado a leerlo.

         Creo que ya os he contado que, objetivamente hablando, soy una negada para las matemáticas. A otras ciencias les puedo coger más o menos el aire pero las matemáticas… en fin, me cuesta un mundo entenderlas y admiro y envidio a quien es capaz de hacerlo con facilidad.

         Por eso los libros de este tipo me causan bastante respeto y por eso también, me parece importante que existan. Pero ojo, no estoy hablando de que existan libros sobre matemáticas, ni siquiera libros sobre matemáticas para niños, no señor, yo hablo de que existan libros sobre matemáticas COMO ESTE.

        
          ¿Por qué así? Me preguntaréis y si os digo la verdad, me resulta complicado contaros todas las razones.

         Para empezar porque con una temática tan árida para algunos y tan seria para otros, este libro destila alegría y buen rollo desde la primera hasta la última página. Para continuar porque sus protagonistas, don niños curiosos, Sal y Ventura, un perrito simpático (y muy listo), Gauss y Mati, una marisabidilla pelirroja y con mucha paciencia, no nos dejan aburrirnos ni dejar de sonreír ni un minuto.

         Este no es un libro de matemáticas al uso sino un montón de pequeñas historias llenas de humor en las que se nos explica no solo que las matemáticas están en todas partes sino que son mucho más agradables de lo que pensábamos.



         Convivo con una familia llena de científicos, en casa con Jaime y fuera con mis padres, tíos, primos… por eso nunca se me escapó que las matemáticas eran necesarias y que, por mucho que yo las odiara, estas servían para hacernos la vida más fácil. Mati, Sal, Ventura y Gauss vienen a explicarnos esto de manera muy claro y desde luego, mucho más entretenida que la tradicional.

         ¿Sabíais que los grandes magos usan las matemáticas en sus trucos? ¿Conocéis la historia de los números? ¿Sabéis pasar de grados Celsius a Fahrenheit?  ¿No os gustaría descifrar y escribir mensajes en una clave secreta? (Creo que este es mi capítulo preferido). Pues todo eso y mucho, muchísimo más es lo que se esconde en las páginas de Hasta el infinito y más allá. No son explicaciones de escuela, son datos reales que nos dan otra visión del mundo y que vienen siempre explicados de manera amena y con mucho humor.


         No voy a mentiros diciendo que gracias a este libro las matemáticas han dejado de ser un misterio para mí, seguramente se me resistirán siempre y además, me gusta que en mi vida haya misterios, pero sí es cierto que Mati y sus mateaventuras me han hecho verlas con otros ojos, me han resuelto algunas dudas, me han creado otras y me han hecho pensar que, si un día tengo niños, quiero que las vean desde esta perspectiva, se les den bien o mal, le gusten más o menos, que sepan que van más allá de las clases y las sumas.

                  Con un lenguaje bastante accesible, teniendo en cuenta su contenido y complementado con unas ilustraciones muy alegres y cercanas me parece que tanto su autora, Clara Grima, como su ilustradora, Raquel García Ulldemolins, han sabido crear un conjunto acogedor y original para un tema que muchas veces resulta frío y antipático.


         Honestamente creo que este es un libro diferente y lo recomiendo para grandes y chicos, me parece que todos pueden pasarlo bien leyéndolo, incluso los que ya saben mucho del tema y que es una lectura conjunta estupenda.

4 comentarios:

Margari dijo...

Uys, pues éste me va a venir bien para mi pequeñaja, que lleva unos días diciendo que le aburren las matemáticas...
Besotes!!!

Meg dijo...

De lo más interesante, apuntado queda!!!

Matilda dijo...

Margari, es un libro diferente. Si a la peque le aburren las matemáticas, igual esto le ayuda a verlas un poco más agradables o por lo menos, con otros ojos.

Un besazo inmenso, guapa.

Matilda dijo...

Sí que lo es, Meg, de verdad, un libro súper curioso ;)

Un besazo.

Publicar un comentario en la entrada

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...